Pulsa «Intro» para saltar al contenido

A Macri sólo le faltar perder Boca: intentará ganar al presidencia del PRO para liderar un espacio

El ex presidente argentino, Mauricio Macri, ha tomado distancia del economista Javier Milei y se encamina a presidir el partido político PRO para ejercer un «apoyo crítico». Esta nueva estrategia busca mantener su centralidad política después de haber sido excluido del nuevo esquema de poder. Patricia Bullrich, actual jefa del partido, aportó una lista de 50 nombres y se unirá a los libertarios. Macri se muestra desilusionado con Milei y enfurecido con Bullrich, quien se ha distanciado al negociar directamente con el economista sin seguir la estrategia de Macri para garantizarle gobernabilidad.

La relación entre Macri y Milei ha sufrido un quiebre, y aunque no se ha confirmado si se reunieron, fuentes cercanas al ex presidente aseguran que está desilusionado con el economista. Por otro lado, Macri se muestra enfurecido con Bullrich, quien ha demostrado independencia al no someterse a las decisiones de Macri y anunciar su renuncia a la presidencia del partido PRO para convocar a elecciones internas. Macri ha felicitado a Bullrich y a Luis Caputo, quien fue designado como ministro de Economía, pero resalta que asumirán un «compromiso personal», dejando en claro que no contarán con el apoyo del espacio que comparten actualmente.

Macri confiesa en privado que solo piensa en irse a su refugio en Cumelén, Villa La Angostura, donde pasará las fiestas y parte de febrero.