Chubut declaró la emergencia climática en las zonas afectadas por el temporal de nieve

El Gobierno de Chubut declaró la «emergencia climática» por 30 días para localidades de la comarca andina y de la meseta central que se vieron afectadas por intensas lluvias y nevadas, en tanto continúa la suspensión de las clases en gran parte de la provincia.

«Hemos decidido declarar la emergencia climática por 30 días en las zonas de la provincia afectadas por intensas precipitaciones y nevadas», informó el gobernador Mariano Arcioni y anunció que «se afectará una partida de recursos provinciales por 70 millones de pesos que se están depositando en las cuentas de los municipios y comunas rurales».

Según precisó la Subsecretaría de Información Pública chubutense, «la emergencia abarca una vasta zona que va desde Río Pico hacia Lago Puelo, en la comarca andina, y varias localidades de la meseta central, incluyendo a Paso de Indios y Tecka”.

El gobernador no descartó solicitar ayuda al Gobierno nacional para asistir a las zonas afectadas para completar la ayuda con recursos propios de la provincia.

Por su parte, el ministro de Seguridad provincial, Héctor Miguel Castro, quien coordina la labor de los distintos organismos para contener los efectos de la ola de frío, indicó a Télam que «por suerte no tenemos evacuados ni casos graves».

«El temporal ha sido muy fuerte y de eso doy fe porque hace 25 años que vivo en Cholila (comarca andina) y pocas veces en mi vida vi tanta nieve acumulada, pero todo se va solucionando gracias al compromiso de los trabajadores estatales, sobre todo del área de servicios públicos», afirmó.

Castro explicó que «las cuadrillas debieron abocarse a la tarea de energizar varias localidades que se habían quedado sin luz y consecuentemente dejaron de potabilizar agua y quedaron incomunicados con la telefonía móvil, pero todo se va recuperando de a poco».

En la zona afectada por la ola de frío operan efectivos de Vialidad Nacional y provincial con maquinaria pesada para el despeje de las rutas bloqueadas por la nieve, con apoyo de la Subsecretaría de Protección Civil y la Dirección de Bosques que aportan recursos humanos y material para extraer los árboles caídos sobre la traza vial.