Lousteau: “Posse representa la rebeldía que necesita la UCR”

El dirigente radical Martín Lousteau habló sobre el momento que atraviesa la oposición y fundamentalmente el radicalismo. Hizo hincapié en la necesidad de revelarse y marcó a Gustavo Posse como un ejemplo del radicalismo que hace falta.

«Está bien participar de las marchas, por supuesto, acompañando a la gente. Pero no basta con liderar la indignación y el enojo, tenés que liderar un camino a futuro de esperanza, de que algo puede modificarse. Para eso se necesita un Juntos por el Cambio más grande y mejor» afirmó Lousteau.

“Me es muy difícil imaginarme un Juntos por el Cambio más grande y mejor sin un radicalismo que sea más grande y mejor” recalcó.

“Para ganarle al kirchnerismo y poder gobernar, tenés que ser más grande y mejor. El radicalismo tiene que animarse a serlo. Por eso voy a Córboba, ando por la provincia de Buenos Aires y hay un radicalismo que en lugar de ver a Posse como el único radical que gobierna un municipio del conurbano y lo gobierna bien, dicen no, porque es díscolo. Bueno, mejor, queremos más rebeldía, hace falta la rebeldía de Posse” afirmó con una sensación de impotencia por la postura de sectores del oficialismo partidario bonaerense.

El senador se mostró crítico con la actualidad de la UCR: “Basta del partido que les tiene miedo a las mujeres, a los jóvenes y a la rebeldía, del partido que no puede mirar a los ojos a la generación del 83, del partido que habla de los próceres y no los honra”.

Lousteau aseguró que «hay que cambiar el partido para cambiar la realidad», para que se transforme en una fuerza política a la que “no le tiemble la voz cuando tiene que enfrentar al poder”.

“Queremos terminar con un partido que se volvió cómodo y confortable porque no quiere gestionar. Gestionar es tener la incomodidad de transformar la realidad”, finalizó el dirigente que recorre el país pero que considera clave la elección interna del radicalismo bonaerense en la que Gustavo Posse enfrenta al candidato oficialista Maximiliano Abad, quien responde a Daniel Salvador y María Eugenia Vidal.